martes, 23 de octubre de 2012

30 días, 30 redes sociales. Documentos elaborados

Escribe: Carlos Bravo


En el comentario anterior se analizó la preparación del curso abierto y a distancia “30 días, 30 redes sociales” que durante cuatro semanas se desarrolló en la Red CUED. 

Una vez definido tanto la necesidad del curso, los participantes y los objetivos pasamos a establecer los contenidos, métodos y medios, siguiendo la estructura didáctica de toda actividad de aprendizaje. 

En este curso no existía un contenido previamente elaborado por el profesor, como suele suceder en la mayoría de las formas de organización abiertas o no. La tarea inicial del profesor fue, además de la planificación, crear un grupo de documentos para el trabajo posterior. Estos documentos se convirtieron en la base del curso y se emplearon desde los métodos grupales.  

Consideramos que el trabajo en grupo fue el mejor conjunto de métodos empleados en este curso. Se organizaron a partir de la selección de los roles que cada participante estaba dispuesto a encarar y estos a su vez estaban explicados en uno de los documentos previamente elaborados por el profesor. 

Los roles creados son: escritores, compiladores, evaluadores y responsables de la semana.

Los escritores son los que seleccionaron las redes para su análisis, es el rol más numeroso y el que más actividad tuvo. No existía lista inicial, cada uno seleccionó la red que quiso apoyado en su experiencia. 

Los compiladores tuvieron a su cargo la revisión en detalle de lo elaborado por los escritores, mejorando el estilo narrativo. En este caso varios participantes trabajaron en ambos roles.  

Los evaluadores tenían la  tarea de evaluar el trabajo de cada semana y para ello debían crear varios indicadores evaluativos. El último de los roles los responsables de la semana, tenían como tarea principal velar por el cumplimento de las actividades semanales, coordinar con los evaluadores para establecer los indicadores y realizar un informe de los avances del curso, así como proponer soluciones y nuevas ideas. Estos dos roles tienen tareas importantes, pero en la práctica del curso no tuvieron actividad alguna, lo que se debe a que no quedaban más personas con roles sin seleccionar.

La matrícula en este curso fue por invitación y se tomó en cuenta a los primeros 40 que respondieran a la solicitud que se hizo en la Red. Al final se extendieron invitaciones a 50 personas, de las que se inscribieron 44 y finalizaron alrededor de 30, lo que es un buen número para este tipo de curso. Cabe destacar que de los 44 inscritos, cinco personas se disculparon para no participar por razones de trabajo o de otro tipo no previstas.

La organización en la Red CUED.

La Red CUED se estructura con los servicios de Ning que es una conocida plataforma donde se pueden crear grupos, foros de discusión, blogs, comentarios, enviar correos entre otras de sus  posibilidades. 

El curso se desarrolló en un grupo cerrado, con invitación directa, esto con el objetivo de lograr una adecuada participación y en especial un mejor trabajo de los roles. Se crearon cuatro foros, uno por semana, que al finalizar la semana se cerraba para dirigir la atención a las tareas de la siguiente etapa. En total se hicieron cerca de 300 comentarios tanto en los foros, como en los documentos compartidos, lo que significa alrededor de 10 comentarios por los participantes activos.

Además de los foros, se crearon varios documentos, que como se comentó fueron la base del trabajo cooperado. Todos ellos a partir de Google Drive, que es una excelente herramienta para el trabajo grupal. Dichos documentos  los agrupé en dos áreas; selección y cooperación

En la primer área están las hojas de cálculo para seleccionar los roles antes mencionados y en la segunda los documentos de cooperación. Estos por su contenido son los más productivos, debido a que en ellos se plasmaron las opiniones y valoraciones del trabajo en las redes. 

Para acceder a todos los documento haz clic aquí
El esquema ayuda a comprender gráficamente los documentos y a establecer las relaciones entre cada uno de ellos. 

En el mapa se incluyen los enlaces a todos los documentos, habilitados para consultar y opinar libremente. 

Por último se trabajó con una libreta compartida en EverNote, para conformar una especie de biblioteca sobre contenidos y artículos de interés en torno a las redes sociales. Sin embargo el poco conocimiento de este recursos hizo que pocos lograran un empleo satisfactorio.


En resumen la actividad del curso permitió crear un excelente análisis del empleo de las redes sociales en la actividad educacional. En un próximo comentario explicaré sobre las opiniones de los participantes, recogidas en un formulario.